Galerías de arte para personas invidentes y mudas, gracias a la tecnología

El arte es una forma de expresar ideas y emociones que ha sido muy utilizada a lo largo de la historia. Grandes piezas como El Grito, La Mona Lisa y muchas otras han nacido de la inspiración de talentosos hombres y reflejan con mucha claridad su buena técnica y virtuosismo. Las galerías de arte son los lugares ideales para poder disfrutar de todas esas grandes obras, que forman parte de las crónicas de la humanidad. Un claro ejemplo es la galería Artur Ramon Art, que es uno de los espacios dedicados al arte, más especializado y conocido de Barcelona. Cuenta con una gran selección de esculturas, dibujos y pinturas; estas últimas con especial énfasis en las de los siglos XVI al XXI. Si eres amante del verdadero talento artístico, definitivamente no puedes perder la oportunidad de visitar este edificio y fascinarte con la increíble colección que alberga.

El arte es para todos en las galerías de arte

Las obras de arte transmiten emociones y sensaciones que pueden encantar a todos, sin importar credo, color, raza o condición física. Por eso nadie debe ser privado de la oportunidad de poder disfrutarlas. En el pasado, las personas que tenían algún tipo de incapacidad corporal, como ceguera o sordera estaban limitadas; no podían disfrutar a plenitud del encantador mundo del arte. Afortunadamente, en los tiempos actuales y con la llegada de la tecnología, se ha conseguido mucho en beneficio de ellas, brindándoles herramientas para que puedan deleitarse con el arte, de igual manera que cualquier otro aficionado.galerías de arte

Soluciones tecnológicas para superar las limitaciones físicas

Son varios los avances tecnológicos que benefician a las personas invidentes y sordas. El caso más conocido es el de la aplicación móvil “Beepcon”, que fue desarrollada para servir de guía en el interior del museo tiflológico de la ONCE, en Madrid y así poder ayudar a personas ciegas a tener mayor autonomía dentro de las instalaciones. La ventaja fundamental que ofrece la app es brindar información acústica a la persona, para indicarle en donde se encuentra y frente a qué tipo de obra de arte. Lo mejor de todo es que el sonido solo lo escucha el interesado, a través de su teléfono inteligente y así se conserva el ambiente sereno y con la menor cantidad de ruido posible.

Otro recurso que beneficia a estas personas y que se ha implementado en varios museos del territorio español son los cuadros para invidentes. Los avances tecnológicos han permitido el nacimiento de la técnica de impresión digital con acumulación de tintas. Esta permite crear cuadros que definen su volumen con capas y sus texturas con relieves, brindando la oportunidad a la gente ciega de poder tocarlos y conocer con exactitud cada detalle que ofrece la obra.

Las personas con problemas de sordera, también han sido recordadas y gozan de ciertos beneficios que los ayudan a apreciar mejor las obras artísticas. Podemos nombrar las múltiples aplicaciones móviles, que proporcionan subtítulos durante las visitas guiadas a las galerías de arte y también hay unas cuantas que permiten una descripción y relato de las obras, haciendo uso de lenguaje de señas. Sin duda alguna y gracias a la tecnología, se ha conseguido que el arte pueda llegar a todos, sin importar sus limitaciones.

Author: Bluemag

Share This Post On

Submit a Comment

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *